MICANOPY – UNA UTOPÍA DE EEUU PARA LOS JUDÍOS EUROPEOS

milim237-19  milim237-20
HISTORIAS POCO CONOCIDAS

Micanopy una utopía de Estados Unidos

para los judíos europeos

milim237-21x

Micanopy es una pequeña ciudad norteamericana que se halla en el Estado de la Florida. Este ha sido el lugar en donde en 1821 un rico comerciante judío nacido en Marruecos, Moses E. Levy trató de crear un refugio para los perseguidos judíos europeos.

milim237-11En el año 2005, Chris Monaco, escribió un libro llamado en inglés: “Moses Levy of Florida: Jewish Utopian and Antebellum Reformer,” donde contó la historia deMicanopy-. Para el autor, la visión de Levy de un refugio para los judíos fue un acontecimiento revolucionario en la historia del Judaísmo norteamericano: fue el primer establecimiento comunitario judía en suelo estadounidense.

Micanopy es ahora una de más originales y nostálgicas ciudades, especialmente en Florida con todo su crecimiento y desarrollo” Durante casi cuatro siglos, el hermoso paisaje de Micanopy ha servido como el telón de fondo histórico más importante de la Florida. En 1539, la ciudad fue testigo de un temprano encuentro entre el conquistador español Hernando De Soto y una tribu de indios de Timucua.

milim237-12A mucha gente le resulta muy difícil pensar o imaginar la relación que los judíos pudieron haber tenido con este lugar. Y ese es el mérito de Chris Mónaco. El haber dado a conocer con su libro la historia de Micanopy y de Moses E. Levy.

”Moses había nacido en Marruecos en 1782, en una familia sefaradí. En 1790 luego de la muerte del sultan Sidi Muhammad, que marcó el comienzo de un período de feroz antijudaísmo del país gobernado por musulmanes, el padre de Moses Levy llevó a su familia a Gibraltar y desde allí a las Antillas, donde la familia se enriqueció con el negocio de exportación de madera de contrabando.

Su éxito se convirtió para él en una carga moral, contó el escritor, en una especie de sentimiento pecaminoso para una persona honrada como él. Hacia el final de su carrera de comerciante en las Indias Occidentales, él temía hallarse en peligro de convertirse en lo que más despreciaba: ‘una especie de animal que vivía para hacer dinero’ . Las búsquedas de Levy le llevaron a una vida de observancia religiosa, y aunque estaba completamente aislado de cualquier comunidad judía, guardó rigurosamente el sábado y leía la Torá todos los días. Como sucedió con otros, el regreso de Levy a la religión coincidió perfectamente con un período oscuro para los judíos europeos

milim237-13En 1814, las tropas de Napoleón Bonaparte se retiraron de Alemania, cuando comenzó el surgimiento del nacionalismo alemán y el antisemitismo. Las comunidades judías fueron maltratadas y torturadas, castigadas con impuestos injustos y hubo un estallido de violentos disturbios en toda la región. Testigo de la difícil situación de sus correligionarios judíos, Levy ideó una manera de ofrecerles refugio y el lugar que consideró como el más adecuado fueron los Estados Unidos.

Levy creía que los Estados Unidos, como el Monte Ararat para Mordejai Noah, serviría como el destino final para sus hermanos oprimidos y que surgiría una nueva era de prosperidad agraria para cumplir con el plan de Dios,” escribió Mónaco. “Cualquier posibilidad de volver a Israel era imposible, por lo que los Estados Unidos, con su libertad religiosa y la separación entre la  Iglesia y el Estado, era “el único lugar en que pueden buscar un asilo [los judíos].”

milim237-14En 1816, durante un viaje a Londres para garantizar la financiación para su establecimiento, Levy se reunió con Frederick Warburg, hijo de una familia de ricos banqueros alemanes.  Los dos se convirtieron en socios de negocios, y con el respaldo de Warburg, Levy se fue  a América.

Corría el año 1821, y Florida sólo había sido cedida a los Estados Unidos por España mediante un Tratado de Compra. Micanopy se hallaba en el corazón del Estado, cumplía funciones como un centro colonial temprano de actividades. Aquí, en las tierras de la pradera cubiertas de hierba en medio de la salvia y árboles de roble, Levyllegó con el objetivo de construir su patria judía.             Él no podía haber elegido un sitio mejor para una comunidad basada en el deseo de apaciguar el sufrimiento religioso y vivir una vida más serena.

milim237-15Para financiar la peregrinación de la plantación, Levy invirtió en un molino de caña de azúcar y en una herrería, así como en una amplia gama de maquinaria agrícola y de animales, incluyendo caballos, ovejas, bueyes y cerdos. Entonces, todos lo que Levy necesitaba eran residentes. Ésos llegaron a partir de 1822, cuando Warburg llegó a Florida con 23 colonos judíos, que habían respondido a un anuncio en un periódico de Nueva York patrocinado por la Asociación de Florida de Nueva York, una empresa de bienes raíces.

Un diario de esta época describe al establecimiento como compuesto por “una gama de viviendas” en la que Levy y sus primeros residentes vivieron con cómoda modestia. No pasó mucho tiempo, sin embargo, en que los inmigrantes de la plantación se vieran atrapados en problemas. Una vez que Levy y su grupo de colonos se instalaron allí, su presencia provocó sospechas. La repentina afluencia de colonos  había agitado mucho a los nativos americanos en toda la región. También despertó la ira de Horatio Dexter, un comerciante indio anglo español que tenía un monopolio comercial en Micanopy.

milim237-16En un momento casi cinematográfico, Horatio Dexter, junto a una docena de indígenas, entró en la  plantación de Levy y amenazó con quemarla. Afortunadamente, esta crisis fue evitada cuando Levy ofreció sus barriles de ron a cambio de una paz temporal. Las complicaciones no terminaron ahí. En 1823, la Asociación de Florida de Nueva York, a la que Levy había vendido una parte de su concesión de la tierra, decretó que su propiedad sobre la tierra sería anulada si en la plantación se instalaran 200 personas en los próximos tres años. Desesperado por mantener vivo su acuerdo, Levy solicitó a Warburg que trajera otro contingente de colonos de Europa. Warburg tuvo éxito, trajo a 25 familias judías, la mayoría de ellos era vendedores ambulantes y corredores de bolsa de Europa Oriental. El establecimiento duró otro año.

milim237-17No fue fácil. En 1824, durante un intento de vender parcelas de su tierra para generar ingresos, Levy fue cuestionado sobre la legalidad de sus títulos sobre la tierra. Algunos políticos de la Florida lo acusaron de comprar la tierra para su establecimiento antes de que Florida se convirtiera oficialmente en un Estado. Por temor a repercusiones legales, sus partidarios del norte revocaron su financiación. En los cinco años posteriores Levy se fue al extranjero  tratando de renovar el apoyo de financistas muy poderosos para su establecimiento de refugiados. Mientras estaba fuera, la plantación se tranquilizó. Pero no por mucho tiempo. En 1835, durante la segunda guerra de los indios Seminola, el asentamiento se hallaba en la línea de fuego entre las tribus nativas americanas y las tropas del ejército de Estados Unidos y fue quemado.

David Levy Yulee

David Levy Yulee

Después del fuego, Levy consideró que su plantación fue un error. Pero Mónaco lo ve de un modo diferente.” En la actualidad, aunque Levy nunca fue consciente de su importancia, se las arregló para formar el primer asentamiento agrícola judío en los Estados Unidos, aunque a una escala reducida, “escribió a Mónaco.

El gesto filantrópico de Levy fue una respuesta innovadora a siglos de represión del viejo mundo.

Teniendo en cuenta sus muchas desgracias, fue una verdadera maravilla que existiera esta peregrinación.” Levy murió en 1854, dejando dos hijos. El hijo mayor, Elías Levy, fue un médico graduado en Harvard. El más joven, David Levy Yulee, se convirtió en el primer senador judío de la nación.

Ambos más tarde rechazarían su herencia judía, empujando aún más a las sombras el recuerdo de su padre.

Fuente:ForwarsdJewish journal. Brian Zimmerman.December 9, 2014

 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *